viernes, 24 de abril de 2015

Souffle de calabaza


Si lo se! se me han desinflado un poco los souffles, pero aún así están súper ricos y como de lo que se trata es de que tenga buen sabor eso lo tengo conseguido.
Os aseguro que cuando han salido del horno estaban prefectos, aquí la prueba


Pero al quitar el papel de horno se han desinflado :(
No importa, te vuelvo a decir que están buenísimos, si no me crees hazlos y me lo cuentas.

Ingredientes
  • 150 g de calabaza asada
  • 1 huevo + 2 claras
  • 30 g de queso curado rallado 
  • 20 g de mantequilla
  • 20 g de harina
  • 125 ml de leche
  • Sal
  • Nuez moscada molida
Primero necesitamos tener la calabaza asada o en su defecto la ponemos en un bol tapada con film y lo metes al microondas a máxima potencia 3 minutos. Enfriar y reservar.
Preparamos una bechamel poniendo la mantequilla en un cazo a fuego medio, cuando esté derretida añadimos la harina y removemos con unas barillas unos segundos. Echamos la leche poco a poco y sin dejar de remover. Ponemos sal y nuez moscada molida al gusto. Dejamos enfriar y reservamos.

Trituramos la calabaza con un tenedor.


Añadimos el queso rayado.


Mezclamos e incorporamos la bechamel.


Separamos la yema de huevo que incorporamos a la mezcla de calabaza y removemos. 
Por otro lado montamos las claras a punto de nieve y las echamos a la mezcla anterior.


Mezclamos con una espátula con movimientos envolventes procurando no bajar mucho las claras.
Preparamos unos moldes para souffles, si no son muy altos los podéis subir con papel de hornear.
.

Repartimos la mezcla en los moldes y metemos al horno precalentado a 180 grados durante 25 minutos.
Sacamos del horno y dejamos que se templen antes de servirlos.
Si no están hinchados no os preocupéis, están igual de buenos.



No hay comentarios: